Lectura de 3 minutos

Minimapping, el videomapping llevado a interior

Por Equipo de NovedProducción
minimapping

A los amantes de los eventos siempre nos ha fascinado el videomapping como generador del tan buscado Wow!Effect.

Qué duda cabe que las condiciones para hacer un buen videomapping en un evento son un tanto particulares por regla general: Grandes superficies exteriores, eventos que se produzcan por la noche, eventos con el público en el exterior, poca contaminación lumínica, etc.

Sin embargo, cada vez son más los eventos que apuestan por volcar la creatividad del videomapping a los espacios interiores. Es lo que llamamos minimapping o micromapping (videomapping de interior), que no es más que utilizar superficies de cualquier tamaño en interior que podamos personalizar gracias a la magía de la proyección mapeada.

Acción de VisitFlandes en el Aeropuerto de Bruselas con motivo de una exposición dedicada a Rubens

Mapping en la misma mesa donde comes con Sublimotion

Y es que un mapping es mucho más que simples proyecciones. Para su producción el artista mapea el contorno y los elementos de la superficie sobre la que proyectar, y ejecuta sobre el una proyección a medida en la que los distintos elementos mapeados cobran vida.

Es una solución perfecta para animar un elemento estático que queramos destacar y sobre el que pueda centrarse el evento. En los ejemplos anteriores vemos como una simple exposición cobra vida y nos cuentan una historia de un modo distitno. En el segundo ejemplo, el elemento central (la mesa de comesales) es mostrada de un modo espectacular.

Sin lugar a dudas es modo genial de hacer vivir una experiencia distinta al asistente al evento.

Un efecto wow! Incrécile con el que conseguir cautivar a tus asistentes.